Propuesta de futuro para reducir las necesidades tecnológicas de la G1

En cuanto a la dependencia tecnológica, hace un tiempo escribí por el foro francés (aún no existia el foro español) una propuesta para reducir las necesidades tecnológicas de la g1, poder funcionar con efectivo y hacerlo de forma colectiva / colectivista. La comparto:

Una red de Bancos Comunitarios y Libres:

Un Banco Comunitario podria tener infinitos nombres para salir de la palabra ‘banco’ pero los nombres, como la moneda, son libres. Allá nuestra imaginación.

Un Banco Comunitario seria un colectivo de ámbito local con espacio propio que se encargaria de imprimir moneda en forma de billetes infalsificables. No sé como se podria hacer pero creo que se pueden pensar mil formas de hacerlo. Esos billetes, servirian solo en un ámbito territorial concreto y su aceptación dependería de la confianza del vecindario / comunidad en el Banco Comunitario. Si la estructura del Banco es transparente y democrática (como tendría que ser para que fuese ‘comunitario’) seguro que despertaria la confianza de los comercios de la zona para aceptar sus billetes.

Un Banco Comunitario tendría un espacio físico con varios ordenadores dónde cualquiera pudiera ir allí y gestionar su cuenta con Cesium, poniendo sus contraseñas. Tendría una cuenta propia y colectiva que, cuando alguien le ingresara digitalmente una cantidad de g1, el Banco le diera a esa persona la cantidad respectiva de efectivo. También funcionaria al revés, cambiando efectivo por una transferencia digital. Tal cual como un cajero. Esos ordenadores estarian conectados a internet (o guifinet, el internet libre) con conectividad al resto de la blockchain (tal cual como si tienes un móbil o ordenador).

Un Banco Comunitario solucionaria la no-necesidad de tener un aparato tecnológico de forma individual y con 4 ordenadores viejos re-habilitados y una impresora de billetes infalsificables podría funcionar. La financiación seria colectiva (colectivizando el DU a través de cuotas) y la gobernanza también.

Pues resulta que ayer quedé con Sophie y Nico, que viven en un pueblo cerca de Montpellier dónde hay mucho movimiento G1 y me explicaron su experiencia en cuanto a esto. Están haciendo casi exactamente lo que expliqué en este primer post, lo único que no tienen un ordenador compartido. Tienen una cuenta de Cesium que la llaman ‘el cajero’ y si les haces una transacción te dan la cantidad de moneda respectiva en físico. Con estas monedas físicas puedes comprar a varios sitios del pueblo. Es muy bonito! Además, se ve que no son los únicos en Francia, que hay gente que lo hace con billetes también.

Adjunto aquí un foto de esas preciosas moneditas:
imatge

1 me gusta

Añado aquí tambien el post sobre billetes de moneda libre que también hemos usado en algunos mercados de intercambio locales.